Veinte disfraces y cien caminos.

Escrito por Eduardo M Romano el . Posteado en Para Leer, Textos & Letras

  Nadie duda  que existen las razones, los motivos y los argumentos que encadenan estos asuntos que están ocurriendo ahora, exactamente con aquéllos otros que sucedieron antes. Y sin embargo, los contrasentidos, los síntomas y las repeticiones con aquello dado por reprimido y olvidado en el tiempo... ..de pronto y sin aviso, despierta para emprender sus retornos. Si  la conciencia tiene sus razones , no es menos cierto que también existen otras.   Lo Inconsciente

Las que se dicen horizontal y las otras.

Escrito por Eduardo M Romano el . Posteado en Para Leer, Textos & Letras

  Están esa clase de palabras que parecen hechas para decirlas con tono firme y en los momentos oportunos, pero respentando una suave cadencia Están las que se dicen en horizontal para dejar que otro también pueda decir lo suyo. Junto a otras ,que se las enuncia casi siempre en vertical, siguiendo el rígido orden de arriba y abajo. Existen otras , que apenas se las dice, tienen la magia de levantarnos el ánimo y encender el entusiasmo. Tanto que uno quisiera que se estiren

El soñante, en cada anochecer.

Escrito por Eduardo M Romano el . Posteado en Para Leer, Textos & Letras

  Resistió con firmeza todos y cada uno de los embates, reproches,destratos y menosprecios que la mayoría se encargó, meticulosamente de enrostrarle. "Los sueños son residuos de una actividad fisiológica nocturna ". "Nada más que inútiles resabios de un proceso orgánico que daban por descontado, era lo más importante. Eso de que el soñante, en cada anochecer es capaz de producir sueños que tienen sentido... ...los más benévolos lo consideraban un pueril merodeo fantaseoso

A la misma hora y respetando esa secuencia.

Escrito por Eduardo M Romano el . Posteado en Para Leer, Textos & Letras

Debía poner extremo cuidado en que las acciones se sucedieran , como siempre, repetidas , monótonas, pero exactamente iguales unas a otras. Me refiero al complicado ritual que a esa hora precisa sentía la obligación de cumplir sin dilaciones, ni excusas que valgan. Respetando esta secuencia, acompañándola con esa clase de pensamientos. Para terminar ,sin desviarse un milímetro, de su forma final, (que era siempre la misma), para luego repetirla, a la misma hora y lugar, al día

Una verdad que dice a su modo.

Escrito por Eduardo M Romano el . Posteado en Para Leer, Textos & Letras

  Comenzaba con un leve cosquilleo, generalmente en sus manos. A las que entonces , cerraba y abría en forma repetida, como para ahuyentar aquello que , estaba segura, a renglón seguido vendría. El efecto de este improvisado porcedimiento, resultaba, tal como cabía esperar, nulo. De cuatro veces, al menos tres, esa extraña sensación se le extendía a los brazos, con una fuerza cada vez más intensa. A partir de alli, todo el proceso "se le iba de las manos" y escapaba

Tomaron este aspecto y no el predecible, el otro.

Escrito por Eduardo M Romano el . Posteado en Para Leer, Textos & Letras

  Comprensivo, casi siempre cordial y de buen ánimo. Parecía tener a su alcance esa clase de respuestas ocurrentes que a uno primero lo toman por sorpresa, y despúes lo dejan pensando. Porque resultaba evidente, a poco de conocerlo, que su forma de pensar los asuntos de la vida y decirlos, tenían esa impronta particular que a lo que se dice, le da lo vivido. Y sin embargo, también había en él, algo que desconocía. Lo suficientemente eficaz como para impedir que pudiera

Un tirano en la vida cotidiana.

Escrito por Eduardo M Romano el . Posteado en Para Leer, Textos & Letras

  A esa altura de los hechos, todos excepto él,se daban cuenta. Me refiero a las personas más cercanas. El motivo podía ser uno cualquiera. Casi siempre banal, insignificante,ambiguo, casual , no del todo claro o directamente sin importancia. Pero lo más seguro ,era que eso que venía más tarde, casi pegadito, no podía ser otra cosa que uno de sus tan habituales estallidos violentos, que una y otra vez, tenían que soportar sus personas más cercanas. Quiero decir, quienes

Conjugando en Primera Persona.

Escrito por Eduardo M Romano el . Posteado en Para Leer, Textos & Letras

  Lo que se dice empatía, inclinación a ponerse en el lugar del otro, para acompañarlo, sensiblizarse o preguntarle aunque más no fuera qué era lo que le estaba pasando, no tenía ninguna. Repetía que no se daba cuenta, y que si involuntariamente, ese fuera el caso, era por simple falta de tiempo, o por el vértigo en el que se había convertido su vida. Porque aún antes que pusiera término a ésto, tenia que ocuparse de aquéllo otro. Que curiosamente, la mayor parte

newspaper templates - theme rewards