Ya no es lo mismo

Escrito por Eduardo M Romano el 23 mayo, 2021

En ocasiones, un recuerdo,
que con todo derecho
puede considerarse genuino, cambia de tono.
No nos cabe duda de que se trata de una memoria verdadera.
Ya sea por las circunstancias en los que está inscripta
o bien por los precisos detalles que aún conserva la trama.
A esto hay que añadir los personaje que en este recuerdo
están involucrados,
y hasta la frescura del sentimiento que lo acompaña,
tal y como siempre lo hizo, desde un primer momento.
Y sin embargo,
de tan familiar y cercano,
al mismo tiempo
se nos ha vuelto, inexplicablemente, lejano y extraño.
Quiero decir, está igual que siempre, pero sentimos
que algo cambió,
y ya no lo de antes ni lo mismo.
La conciencia poco y nada puede saber y decir acerca de ello.
De modo que una inquietud nos visita,
y por un instante, el desconcierto
se instala dentro nuestro.
No tenemos modo de explicarlo ni de dar cuenta de ello.
Sucede que algo inconsciente se apropió de él.
Le quitó este detalle,
interrumpió esa secuencia
y le añadió perplejidades , certezas y pensamientos
venidos de muy distintas partes.
Un fragmento fue sacado de contexto
y otro dio media vuelta,
cambiándole el eje a las causas y las consecuencias.
Entonces algo irrumpe.
Su rostro nos resulta familiar, porque ya lo tenemos visto.
En muchos sentidos, forma parte nuestra.
Y sin embargo,
no cesa de merodearnos el sentimiento
que aunque parezca igual,
ya no es para nada lo mismo,
sino alguna otra cosa.
Una sensación que inquieta y perturba
y a la que nos resulta imposible
darle nombre

146 Vistas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

facebook

Twitter

WhatsApp

e-mail

Linkedin

Google+

Buffer

Digg

Reddit

StumbleUpon

Tumblr

Imprimir